Tratamientos de la obesidad infantil

¿Cómo se debe abordar el tratamiento de la obesidad infantil? Esta es una pregunta muy importante en esta sociedad en la que cada vez nos encontramos con mayor número de casos de obesidad infantil y de enfermedades asociadas a ella.

Lo fundamental para un tratamiento adecuado es que sea multidisciplinar, esto quiere decir que se deben de tratar una serie de puntos y conductas por distintos profesionales y que estos trabajen en sinergia entre ellos y, por supuesto, que también se impliquen al máximo la familia, amigos y todo el entorno del paciente. El principal objetivo del tratamiento será el de conseguir un peso saludable sin factores de riesgo y el de adquirir unos hábitos y costumbres adecuados para que al finalizar el tratamiento el paciente continúe manteniendo una vida saludable y no vuelva a ganar peso.

tratamiento dietetico

El principal tratamiento que se aconseja en la infancia es un tratamiento dietético. Este se fundamentara en tres puntos clave:

  1. Dieta hipocalórica y equilibrada.
  2. Realización de ejercicio físico.
  3. Modificación de la conducta.

Los parámetros calóricos que se utilizan para garantizar un aporte de kilocalorías adecuado es el de reducir en unas 500 Kcal los aportes energéticos necesarios del paciente. En la práctica lo más habitual es la utilización de dietas de 1500 – 2000 Kcal. Por ejemplo una dieta hospitalaria basal para un paciente de 4 a 14 años es de 2000 Kcal. Esta dieta deberá ser equilibrada aportando  entre un 55-65% de hidratos de carbono, un 30-35% de grasas y entre un 10-15% de proteínas. Tendremos que tener en cuenta las necesidades de calcio y hierro así como darle un buen aporte de fibra al paciente. Para esta dieta tendremos restringir los azucares simples y no abusar de alimentos hipercalóricos, no será necesario eliminar ningún alimento que entre dentro de estas características, únicamente controlar las raciones y preparar las comidas de forma sencilla evitando un aporte extra de grasa.  Es fundamental realizar 5 comidas diarias y un consumo abundante de agua.

Debe recomendarse siempre como medida complementaria a la dieta la realizar ejercicio físico. Este deberá de estar adaptado a la edad del paciente, lo más recomendado es el ejercicio aeróbico bien por medio de deportes, como la natación o el ciclismo, deportes de equipo con mayor interacción social o incluso salir a caminar con los familiares o amigos. Se recomienda que se realicen 60 minutos de actividad física moderada al día.

Con modificación de la conducta nos referimos a cambiar aquellos hábitos y costumbres que hacen que comamos en mayor cantidad sin darnos cuenta. Cuando se esté realizando el tratamiento hay una serie de conductas que se deberán llevar a cabo:

  • Servir la comida en platos pequeños.
  • Comer siempre en el mismo lugar y sin ver la televisión, leyendo u otra actividad que nos distraiga.
  • Comer siempre sentado.
  • Comer despacio y masticando bien los alimentos.
  • No repetir ningún plato.
  • No llevar fuentes de comida a la mesa que nos inciten a repetir.
  • No realizar sobremesa.
  • Cocinar solo la cantidad necesaria para las comidas.
  • Mantener los alimentos guardados fuera de la vista.
  • Mantener en el frigorífico la comida justa y necesaria.

En la adolescencia se pueden llevar a cabo otros tratamientos como puede ser el tratamiento farmacológico o la cirugía bariátrica. El tratamiento farmacológico se basa en el aporte de fármacos los cuales podrán inhibir el apetito, interferir en la absorción de grasas en el intestino, aumentan el metabolismo (termogénicos)  o agentes saciantes.

Como último recurso, en aquellos pacientes que no sean eficaces los tratamientos anteriores, se llevara a cabo la cirugía bariátrica. Este tipo de cirugía solo esta aconsejada en mujeres mayores de 13 años y en hombres a partir de los 15 años. La cirugía bariátrica producirá una serie de cambios tanto anatómicos como funcionales en el aparato digestivo, provocando en ocasiones disminución de la ingesta y en otras malabsorción de ciertos nutrientes, pudiendo comprometer el estado nutricional del paciente.

Las técnicas quirúrgicas que se pueden llevar a cabo son:

  • Banda gástrica: Su principal objetivo es mantener la saciedad colocando una banda que dificulte el paso de los alimentos. Esta banda delimitara el volumen del reservorio y también controlara el paso de los alimentos al resto del estómago.banda gastrica

 

  • Sleeve gástrico: consiste en quitar en torno a un 80% del estómago. De esta forma se consigue que el paciente se sacie mucho antes.sleeve
  • Bypass gástrico: es una técnica mixta, afecta tanto a la restricción de la ingesta como a la malabsorción de los alimentos. Esta técnica consiste en reducir el tamaño del estómago y este pequeño reservorio unirlo con la parte media del intestino delgado.bypass-gastrico

 

  • Balón gástrico: consiste en introducir una esfera de silicona en el estómago, de este modo se reducirá el espacio gástrico y el paciente se saciara antes.

balon gastrico

BIBLIOGRAFIA

Gomez-Diaz RA, Rábago-Rodriguez R, Castillo-Sotelo E, Vazquez-Estupiñan F, Barba R, Castell A, Andrés-Henao S, Wacher NH. Tratamiento del niño obeso. Boletín medico del hospital de Mexico. Diciembre 2008; Vol 65, nº 6.
Obesidad. En: Tecnico Superior en Dietetica. Dietoterapia. Ponferrada. IES Fuentesnuevas.